Ya sabéis que yo soy de pedicura en casa, en varias
ocasiones os he hablado de cómo hacernos la
pedicura en casa
y de uno de mis imprescindibles de este verano, Micro
Pedi. 
Pero de vez en cuando darse el capricho e ir a un centro a
que te hagan la pedicura y te dejan los pies como los de un bebe, no está nada
mal, por eso cuando me preguntaron si quería probar la pedicura Bio Sculpture de TwentyNails, mi respuesta fue
inmediatamente que sí.
TwentyNails es un
centro de belleza que nos ofrece una amplia gama de tratamientos para
cuidarnos, corporales, faciales, manos y pies, no pierde detalle. Yo fui al
centro que tienen en la zona de Retiro, pero tienen otro por Acacias, y estoy
segura de que en ambos el trato es igual de excepcional.

Nada más llegar me acompañaron a una zona con bañeritas para
los pies y allí comenzó mi Pedicura Bio,
metí los piececillos en la bañera con agua tibia y jabón y empezó la pedicura.
Lo primero fue el desmaquillado
y el posterior limado para darle la
forma deseada, como yo llevaba las uñas cortas no hizo falta cortarlas, con el
limado fue suficiente.
Una vez que las uñas estaban bien limpitas me aplicaron el removedor de cutículas y lo dejaron actuar
durante un ratito para que así quitar las cutículas sea más fácil. En mi caso
la chica tuvo que cortar un poco la cutícula, yo o suelo cortármela en casa
pero reconozco que el resultado final ha sido muy bueno.
Tocaba el turno a las
durezas
, que las retiró con una pala doble que era como una piedra pómez, a
mi me dijo la chica que tenía los pies bastante bien así que no tuvo que apretar
mucho, además me hacía muchas cosquillas…
Ahora que el pie está casi listo quedaban los dos últimos
pasos previos a lo que es la uña, exfoliación
e hidratación
. Con el exfoliante “Potpourri” me realizaron un masaje en los
pies y hasta la mitad del muslo para eliminar las células muertas, la verdad es
que fue súper agradable 🙂 y una vez que las células muertas ya se habían
eliminado me hidrataron los pies con una crema que se absorbía muy bien.
Mis pies ya estaban listos y llegaba el momento del
maquillaje. Primero me aplicaron una Dosis
de vitamina
para preparar la uña y luego antes de empezar con el color la “base lavanda” enriquecida en aceites
esenciales que ayuda a hidratar y suavizar las uñas, a la vez que evita que se
nos tinte la uña con el esmalte color.
Yo elegí el color “Isla
del Sol”
(amarillo limón) me pareció un color realmente bonito para el
verano pero por lo que me contó la chica nadie más se había atrevido con él esa
tarde… Me aplicaron dos capas y luego el top coat para que el esmaltado brille
y dure más, y para que el secado sea más rápido me dejaron unos minutos los
pies en una maquina de secado, por lo que cuando me fui ya estaba la pedicura perfecta.
La pedicura Bio dura 60
minutos y su precio es de 33€
, no puedo decir si es más o menos económica
que en otros centros pero yo desde luego os recomiendo TwentyNails, el trato es
excelente y a mí no me ha parecido nada caro.
Y como detalle que me sorprendió mucho es que como no había
llevado unas sandalias muy adecuadas (me tocaban las uñas) me regalaron unas
chanclas para que no se me estropease la pedicura al rozarse.
Los productos que utilizaron para la pedicura son de la
marca Bio Sculpture que lleva en el
mercado más de 25 años, aunque a España llegó en 2006, y la usan multitud de
famosas, Katy Perry, Susan Boyle…
Su colección para este verano tiene 4 colores (coral rosáceo,
amarillo limón, azul celeste y verde manzana
) y está inspirada en el mar, las
palmeras… 
¿Conocíais
TwentyNails? ¿Soléis ir de vez en cuando a haceros la pedicura a un centro de
belleza?
Yo si no fuera por la escasez de tiempo iría mucho más 🙂
¡Muchas gracias por
leer y comentar!

7 comments on “Pedicura Bio en TwentyNails”

  1. tengo un problema, no me gusta que me toquen los pies. Aun a veces voy a que me hagan la pedicuro y por mi curro he de ir al podólogo no me relajo nada de nada aunque me hagan masajes, no lo soporto…Lo que pasa q es no aguantar que me toquen los pies es inversamente proporcional a las mano. Intento ir cada 15 días a que me hagan un manicura que me chiflan…
    Que maniad que tengo maás raras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *